¿Sabes lo que es un Ser Humano?




A cualquiera que le plantees esta pregunta, automáticamente te responderá de forma afirmativa, es más, le parecerá una pregunta estúpida por lo obvia que parece, pero estoy seguro de que muy pocos saben que significa ser humano.

Lo académicamente aceptado se reduce a la acepción científica del homo sapiens y poco más, un mono que camina y es un poco más inteligente que el resto de monos, eso es básicamente y resumido todo lo que significa para la ciencia un ser humano.

Puedes buscar el origen etimológico de la palabra en sí, y lo que ha ido significando en distintas lenguas a lo largo de la historia, lo que tampoco ayuda mucho, es más, puede que incluso te confunda y te produzca recelo al no identificarte.

Para la mayoría de las personas, es algo que son o que aparentan ser. Para ellos un ser humano es eso que aparentamos y que nos distingue e los animales, por el lenguaje, por la capacidad de vestirnos, ver la tele, practicar deporte o beber cerveza.

Es lógico, casi nadie se plantea dudas mínimamente existenciales, o que arrojen luz sobre lo que somos, tenemos nuestra rutina definida y nos entregamos a ella.

Si obviamos lo físico, la apariencia homínida no nos define como humanos, lo que realmente nos define como Seres Humanos es nuestra conciencia, y las capacidades que ella nos otorga como la empatía o la capacidad de sentir amor incondicional. Nuestra sensibilidad, nuestras emociones, nuestra creatividad, nuestra naturaleza humilde y el trato con los afines, nos distinguen de otras especies mucho más racionales y frías.

¿Por qué plantear esta cuestión?






Porque creo necesario que las personas se empiecen a concienciar de que nada es lo que aparenta, y que parecer humano, no tiene por qué definir a alguien como humano.

Se acusa al Ser humano de ser el cáncer del planeta, ser una especie colérica, iracunda y dada al conflicto, incapaz de convivir pacíficamente, incapaz de construir una sociedad sin desigualdad, sin carestía y sin guerras. Se nos acusa de los mayores crímenes, pero… ¿Fue realmente el Ser Humano su autor o fue víctima de una infiltración? ¿No estaríamos ante la mayor falsa bandera de la historia? ¿No seriamos más que víctimas de un complot para culparnos de un mal ajeno y cargar con la culpa?

Todos estamos más que cansados de ver crímenes profesados por “personas” de apariencia humana, sobre víctimas inocentes, hombres, mujeres, niños, ancianos y animales, es una constante que vemos desde que tenemos uso de razón, y que ninguno comprendemos, y en la cual no nos identificamos, ni nos vemos reflejados, solo nos crea repulsa.

Nadie parece tener respuesta sobre qué es lo que empuja a alguien a cometer cualquier crimen atroz, se nos escapa a la razón y emocionalmente nos  desborda y nos desconcierta.

La ciencia busca el gen psicópata sin éxito y la psicología analiza el trauma infantil, para explicar lo inexplicable, la falta de sentido y la satisfacción que sienten algunos torturando, violando y matando.

Es por ello y hasta que tengamos una prueba definitiva, que tenemos que empezar a diferenciarnos de aquellas personas (por llamarles de algún modo) que tras esa apariencia humana, esconden una oscuridad, que nada tiene que ver con los valores que rigen a un Ser Humano.

La ignorancia de nuestros orígenes, lo que somos y quienes habitamos este planeta, es la clave para responder a muchas de estas cuestiones, a como un comportamiento violento e irracional está manchando constantemente nuestro progreso como Seres conscientes con ansias de una convivencia pacífica. No podemos integrar en nuestra comunidad global aquellos que camuflados en una apariencia humana, crean el caos y salen indemnes premiados por el sistema que permite y casi parece que premia la injusticia.

Es momento de distinguirnos de estos seres sin conciencia, ni capacidad de sentir nada por nadie, capaces de ejecutar las peores atrocidades sin atisbar remordimiento alguno. No podemos seguir llamando humanos a esta progenie que no sabemos cuándo ni cómo se infiltro, que no tiene intención de integrarse, cambiar, y trabajar en común.

Es necesario identificar y expulsar esta especie invasora parasitaria infiltrada, extirparla de una vez para poder crear un futuro en pacífico y armónico.

La apariencia no te hace humano, solo la conciencia y los valores que emanan de ella lo que nos identifica como especie universal.

No llames Humano a quien realmente no lo es, no te fíes de lo que aparentan ya que bajo su piel no sabemos realmente qué clase de genotipo tiene.

Sin conciencia, sin sentimientos, sin arrepentimiento, no busques una justificación, una patología o un trauma, no iguales que tú.

No son Seres Humanos.



1 comentario:

  1. Bastante claro lo has dejado . Se siguen buscando infinidad de causas , patologías ...la psicología se hace casi infinita en este marco. Pero finalmente , es la conciencia lo que nos define y la capacidad de tener un comportamiento ético con quienes nos rodean.
    Muchas gracias

    ResponderEliminar

Todos los comentarios serán moderados esto puede provocar que se demoren en ser publicados.
Así evitaremos que esta sección se llene de malos propósitos.

Gracias.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...